Duomo de Milán: Bajo relieves